En Español

AFSCME lamenta la muerte de oficial correccional en Puerto Rico

por Personal de AFSCME  |  15.08.2019

AFSCME lamenta la muerte de oficial correccional en Puerto Rico Foto del Concilio 95 de AFSCME

AFSCME lamenta la pérdida de nuestro hermano Pedro Rodríguez-Mateo, oficial correccional en Puerto Rico quien murió en el cumplimiento de su deber. Era miembro de la Alianza Correccional Unida (ACU), Servidores Públicos Unidos de Puerto Rico, Concilio 95 de AFSCME.

El 31 de julio, Rodríguez-Mateo estaba supervisando el cuarto de visitas en Las Cucharas, una cárcel de máxima seguridad en Ponce, Puerto Rico, cuando observó a un confinado recibir un ítem de un visitante. Durante una búsqueda subsiguiente, el confinado, quien está preso por triple homicidio, atacó a Rodríguez-Mateo, le quitó su bastón y lo golpeó varias veces, causándole una fractura en el cráneo. Rodríguez-Mateo fue transportado a un hospital en donde falleció de sus heridas al día siguiente.

El Presidente de ACU, Juan González, responsabilizó al Departamento de Corrección por la tragedia. En un ítem de prensa publicado en su sitio web, ACU afirmó que el incidente podría haber sido evitado de no ser por el cambio en la política de restricción en los confinados de máxima seguridad.

“Estamos sumamente indignados ante esta situación”, expresó González el día del incidente. “Hoy tenemos a un compañero luchando por su vida, simplemente porque Corrección le permitió a los confinados de máxima estar sin restricciones en el momento de visitas. Nosotros le advertimos al Secretario que eso era un grave error, que ponía en peligro la vida de los oficiales, de que estaba hablando de confinados de máxima cuyo nivel de peligrosidad es alto. Nuestra unión ha hecho un sinnúmero de querellas por esta acción, y hoy estamos viviendo en carne propia lo que queríamos evitar: una desgracia”.

González agregó que la falta de oficiales de custodia “a través de todas las cárceles del país” agravó la situación.

AFSCME expresa su más profundo pésame a la familia y amigos de Rodríguez-Mateo. Le hemos extendido nuestro apoyo a su esposa, Gloris Cruz, a través del Fondo de Héroes Caídos de nuestra unión. 

Rodríguez-Mateo, 44, fue póstumamente ascendido a sargento. El confiando enfrenta cargos de asesinato en primer grado de un oficial correccional.


Next: Cientos de estudiantes en Florida reciben materiales escolares de AFSCME
Previous: Pete Buttigieg habló sobre la violencia armada, Medicare For All y la infraestructura del país